Unidad Nacional rechaza violencia orteguista y convoca a nuevas protestas

La Prensa de Nicaragua: Pese a los ataques de la Policía Orteguista, paramilitares y turbas, el consejo político de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB) reafirmó que continuarán la jornada de manifestaciones cívicas en el país y para mañana convocó a nuevas expresiones de protestas, como “piquete exprés” y “pitazo nacional”.

Asimismo, la UNAB adelantó que prepara una marcha en Managua para hacer uso del derecho a la libre movilización, que lo permite la Constitución Política, y que en los próximos días informará el día y la hora.

“Estamos convocando a jornada de piquete exprés de 6:00 a 7:00 p.m. el 2 de abril y el miércoles el pitazo por la libertad de los presos políticos”, anunció Jesús Tefel, miembro del consejo político de la UNAB, quien aclaró que todavía no hay fecha exacta de la marcha pero que probablemente sería el próximo fin de semana.

Luego que se decida el día de la movilización, la UNAB notificará de la misma a la Policía Orteguista (PO) para cumplir con los procedimientos y de esa manera “después no haya excusa, otra vez, por parte del gobierno que por un tecnicismo, que por un procedimiento se niegue el permiso. Así que vamos como Unidad Nacional a cumplir con ese procedimiento para que quede una vez más en evidencia que quien no tiene voluntad de cumplir no es el pueblo, sino el gobierno”, sostuvo Guillermo Incer, también miembro del consejo político de la UNAB.

Aunque desde septiembre de 2018 no se permite marchar contra el régimen, Incer señaló que la diferencia es que ahora hay un acuerdo firmado y que si se incumple, quedará en evidencia ante los nicaragüenses y la comunidad internacional.

Condenan agresión a la “sentada nacional”

El sábado pasado la Unidad Nacional convocó a una “Sentada nacional”, protesta que consistía en sentarse con la bandera nacional y cantar “Nicaragua Nicaragüita”. El estacionamiento oeste del centro comercial Metrocentro fue el lugar que tuvo mayor participación y el más atacado por la PO.

Desde antes de las 2:00 p.m., hora en que iniciaría, patrullas policiales, paramilitares y turbas rodearon el lugar y al ver que no disolvían el plantón, lo atacaron.

La Policía golpeó y se llevó presas a unas once personas, mientras que un paramilitar disparó a mansalva e hirió a tres jóvenes.

Ante esto, la UNAB expuso que “es inadmisible que no habían pasado ni 24 horas de haber anunciado acuerdos de negociación, cuando el régimen ya estaba manifestando de forma tan explícita su falta de voluntad de buscar una salida negociada a la crisis. Es evidente que no es posible continuar negociando sin la presencia de garantes internacionales”, refiriéndose a la Organización de los Estados Americanos (OEA), Unión Europea (UE) y la Organizaciones de las Naciones Unidas (ONU).

Igualmente, prevén una reunión con la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia para realizar una evaluación de lo realizado hasta ahora y solicitar que se proponga el retorno al país de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y el Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (Meseni), porque actualmente son pocas las opciones que existen para denunciar agresiones.

El paramilitar que hirió a tres manifestantes

La agresión más lamentable en el marco de la “Sentada nacional” del sábado pasado fue cuando el paramilitar Germán Félix Dávila Blanco sacó una pistola y disparó hacia los manifestantes, hiriendo a tres. Esto quedó grabado por las cámaras de los medios de comunicación que brindaban cobertura; sin embargo, la Policía Orteguista sacó un comunicado donde altera los acontecimientos para encubrir y deslindar responsabilidad del atacante.

“El comunicado de la Policía es otra muestra más de la manipulación de la verdad que viene manejando el régimen en torno a todos los acontecimientos represivos. Por suerte teníamos presencia de medios internacionales, nacionales también y la ciudadanía tiene registrado todo como sucedió. Entonces por más que la Policía pueda decir cualquier cosa, la verdad está grabada”, aclaró Tefel.

A través de sus medios de comunicación, el régimen intentó distorsionar la agresión del paramilitar y poner a las turbas orteguistas como las agredidas, cuando fueron estas las que agredieron a los manifestantes azul y blanco, y quienes no perdieron el control y al final el cuerpo de seguridad de Metrocentro les solicitó que se retiraran.
Los videos y las fotografías donde se ve al paramilitar con el arma en la mano desmiente a la PO y los medios de comunicación al servicio del régimen.

Crisis va para los 12 meses

El país se encuentra en una profunda crisis sociopolítica que estalló el 18 de abril de 2018 producto de una reforma al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS). Ese día un grupo de personas, en su mayoría ancianos, salió a manifestarse en las calles de la ciudad de León, pero fueron golpeados por turbas orteguistas. En Managua se realizó un plantón en Camino de Oriente y otro en la Universidad Centroamericana (UCA), que también fueron reprimidos.