Una mujer representará a El Salvador en la ONU

El presidente electo avisó, a través de sus redes sociales, que ha designado como embajadora ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a Egriselda López, una diplomática de carrera que habla español, inglés, francés y algo de portugués y con experiencia dentro del Ministerio de Relaciones Exteriores y embajadas, pero también en varias instituciones multilaterales.

López es graduada en Licenciatura en Relaciones Internacionales de la Universidad de El Salvador y tiene una Maestría en Asuntos Internacionales del Instituto de Altos Estudios Internacionales y de Desarrollo, en Ginebra, Suiza, de acuerdo con el currículo divulgado anoche por el presidente electo.

En 2017 cursó otra maestría, esta en Administración Pública, del Programa Edward S. Mason, en Políticas Públicas y Gestión, de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy, de la Universidad de Harvard, Estados Unidos.

Antes de ingresar al Ministerio de Relaciones Exteriores, en 2005, López fue asistente de la dirección ejecutiva de la Fundación Salvadoreña para la Salud y el Desarrollo Humano (FUSAL).

Dos años después se incorporó a la cancillería, a la Dirección General de Política Exterior, como asesora técnica. En 2010 llegó su primera misión en el exterior, como consejera de la embajada de El Salvador en la República de Corea. Desde ahí coordinó ferias comerciales y de turismo en las ciudades de Seúl, Busan y Daegu-Gyeongbuk.

En 2013 llegó a la Misión Permanente de El Salvador ante la ONU, donde fungió como consejera y luego como ministra consejera, un peldaño diplomático más alto, y desde el cual representó a El Salvador en diversos foros de las Naciones Unidas.

En la actualidad, López trabaja para la Geneva Peacebuilding Platform (GPP), “donde está a cargo de la elaboración y ejecución de un proyecto sobre violencia urbana”, señala el currículo. La Prensa Gráfica