Más de 220 suicidios en el primer semestre de 2019 registra Honduras

Como sociedad se debe procurar que la familia vuelva a tener ese núcleo fuerte,

En los últimos años se ha desencadenado una ola de suicidios alarmante en el país, según el Observatorio de la Violencia, entre los meses de enero a junio del presente año se han registrado 222 casos de suicidio a nivel nacional.

Al comparar estas cifras con las de enero a junio de 2018, se puede percibir un aumento, puesto que el año anterior, en ese mismo período se registraron 204 casos, es decir, 18 menos que en el 2019.

En 2018 los suicidios fueron la cuarta manera de muerte por lesiones de causa externa a nivel nacional.

Causas

El suicidio puede tener diferentes factores dependiendo la ciencia en que se quiere enfocar, para el sociólogo Marco Tinoco “el suicidio se produce cuando las personas pierden de alguna manera el sentido de la vida y eso tiene que ver con cuestiones de una pérdida de moral o de valores sociales”.

En algunos casos las personas que no están integradas a la sociedad viven solas y eso puede tener razones económicas y afectivas

Causas psicológicas

Existen trastornos orientados hacia el estado de ánimo, que son los que afectan para que las personas tomen la decisión de quitarse la vida, entre ellos depresión mayor, distimia y bipolaridad, estos trastornos tienen varias causas que pueden ser biológicas, genéticas, ambientales y emocionales.

Según el psicólogo Jonathan Gómez, hay dos factores fundamentales que influyen en las personas para que decidan suicidarse, y estos son genéticos y ambientales.

Existen trastornos orientados hacia el estado de ánimo, que son los que afectan para que las personas tomen la decisión de quitarse la vida.

Los genéticos “pasan cuando en la familia muchas personas se han suicidado porque en su cerebro hay algunas sustancias que tienen que estar equilibradas, y cuando estas no están equilibradas entonces hacen que las personas tengan desequilibrios emocionales”, explicó.

Otro factor importante es la desintegración familiar o familias disfuncionales, en estos casos hay problemas de alcohol, drogas y violencia, y esto genera un entorno negativo