Dos conductores de taxis asesinados en diferentes sectores del país

Se desconocen los móviles, aunque no descartan el impuesto de guerra.

Dos conductores de taxis han sido ultimados a balazos en diferentes sectores del país y aunque de forma oficial se desconocen los móviles, no se descartan problemas con las personas que se encargan del cobro del famoso “impuesto de guerra”.

Uno de los asesinatos se produjo en la diez calle y quinta avenida del barrio Barandillas de la ciudad de San Pedro Sula, Cortés, en donde el motorista del taxi 1193, Harry Steven Madsen Valenzuela, fue atacado con arma de fuego por un pasajero, quien le disparo a quemarropa.

El otro incidente trágico ocurrió en el barrio Santa Lucia cerca del Jardín de Niños Marco Antonio Rodríguez de la ciudad de Choluteca, en donde desconocidos le quitaron la vida de forma violenta al conductor del taxi 009, de nombre Romeri Flores.

Por el periodista corresponsal Mario Rodríguez