Compatriotas que integran caravana revelan que "antes daban comida en el camino, ahora no"