Antiguo penal de San Pedro Sula será convertido en un distrito de fomento de paz, convivencia y economía naranja

El 17 de diciembre, en el marco de la Navidad Catracha por primera vez abrió sus puertas la “Villa de los Deseos” en la ciudad de San Pedro Sula, ubicada en el antiguo centro penal en el barrio Cabañas.

Este proyecto impulsado por el Presidente Juan Orlando Hernández ha generado un impacto positivo especialmente en los vecinos de las comunidades aledañas por la transformación de este predio de una cárcel a ser un lugar seguro, acogedor y mágico que disfrutaron con mucha alegría y sana convivencia lo sampedranos hasta el 6 de enero del presente año.

Durante más de 20 días, la “Villa de los Deseos” recibió a más de 150 mil personas, algo que era impensable algunos años atrás; participaron más de 24 microempresas de manera directa generaron ventas de productos gastronómicos y artesanales.

También se impulsó la economía naranja ofreciendo 14 espectáculos a cargo de 167 artistas de la zona norte.

El flujo de multitudes de personas que visitaron la Villa Navideña fue una importante plataforma para la transición entre la demolición hace algunos meses del antiguo centro penal que operó por seis décadas.

Tras la visita al predio, el Presidente Hernández, anunció que los sampedranos tendrán un complejo distrital donde se fomentará el emprendimiento, comercio y la cultura.

Agregó que “será un distrito de tecnología, cultura y oportunidades para toda la ciudadanía que dará oportunidades a Honduras, y a la vez una nueva imagen de desarrollo urbano.

Se han identificado varios conceptos referentes, como la inclusión social, la identidad, arte y cultura, sostenibilidad, emprendimiento y oportunidades de negocios, centro de formación y capacitación de jóvenes, exposición museística, áreas sociales y un ícono emblemático que nos haga recordar lo que un día pasó en este lugar.