Un terremoto de magnitud 6,5 ha golpeado la isla de Samar en Filipinas, según el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS en inglés). Han muerto al menos 15 personas. Los equipos de rescate siguen buscando a gente bajo los escombros.

El sismo se produce justo un día después de otro similar, un temblor de 6,3 cerca de Manila que mató a 11 personas tras hundirse un edificio. En el terremoto de hoy no se conoce aún si ha habido víctimas ni tampoco los daños producidos.

El epicentro de este terremoto ha sido situado en a unos 13 kilómetros de la localidad de Tutubigan y a una profundidad de unos 70 kilómetros. Aunque los primeros registros apuntaban a una magnitud de 6,6, posteriormente el propio USGS lo rebajó a 6,3 en la escala Richter.

El primero de los seísmos tuvo su epicentro a 60 kilómetros al noreste de Manila, la capital del pais, según el Instituto Geológico de Estados Unidos (USGS), que ha situado su origen a 40 kilómetros de profundidad. El Aeropuerto Internacional de Clark ha sufrido daños y ha tenido que suspender su actividad durante al menos 24 horas. Las imágenes difundidas por los medios locales muestran daños en paredes y techos de este aeródromo, situado en la provincia de Pampanga.

Los temblores han provocado momentos de tensión en Manila, donde varias oficinas han sido evacuadas, de acuerdo con la agencia Reuters, aunque en el caso de la capital no hay constancia de que se hayan producido víctimas. Filipinas se encuentra dentro del Anillo de Fuego del océano Pacífico, una zona de frecuente actividad sísmica. Con información de El País.