El Salvador. com: La Fiscalía General y la Policía rescataron ayer a 43 guatemaltecos, entre ellos 15 menores de edad y cinco mujeres, que eran explotados con trabajos forzados por dos compatriotas suyos en San Miguel. Éstos últimos fueron capturados.

Los detenidos son Edgar Francisco Juárez García y Edwin Arnoldo Juárez García, quienes se supone que son hermanos, obligaban a las víctimas a realizar “jornadas extensas de trabajo”, enfrentarán a la justicia salvadoreña por el delito de trata de personas bajo la modalidad de trabajo forzado.

El rescate de los guatemaltecos y las capturas de los dos chapines se realizó en una vivienda que servía de “venta de piñas”, situada en la colonia Andalucía de San Miguel.

La Fiscalía General informó que los detenidos “exigían a las personas a vender más de 50 dólares diarios de piña en las calles de San Miguel”. Las víctimas denunciaron al ente fiscal, que “no les pagaban por el trabajo que realizaban”.

Agregó que “las víctimas aseguran que sólo les proporcionaban dos tiempos de comida, sufrían violencia física y verbal, y no han recibido ninguna remuneración económica por todo el trabajo realizado por varias semanas desde que fueron traídos desde Guatemala”.

En el allanamiento realizado al local donde las 43 personas permanecían en condiciones infrahumanas como dormir en el piso, sobre cartones y hacinados, encontraron gran cantidad de piñas.

Las investigaciones fiscales y policiales tratan de establecer el tiempo que los 43 guatemaltecos tenían de estar en el referido establecimiento y de haber venido al país.

En el registro, fiscales y policías se incautaron de 359 dólares, 705 quetzales y un teléfono celular. Así como, tres pick ups y dos camiones; todos con placas guatemaltecas.

Los guatemaltecos Juárez García serán procesados en los tribunales de justicia de San Miguel.

El tráfico de personas está adquiriendo dimensiones “espantosas”, según un informe sobre la Trata de Personas revelado en enero pasado por la Oficina contra la Droga y el Delito de la Organización de Naciones Unidas (UNODC). El reporte detalla que Norteamérica, Centroamérica y el Caribe son las regiones con el mayor porcentaje (66%) de niños entre las víctimas.

De la cifra anterior, un 55 por ciento son niñas y 11 por ciento son niños, lo que hace que sea la región con más menores víctimas.

Destaca además que en Centroamérica y el Caribe se ha detectado a más niñas como víctimas de explotación sexual que en otras regiones, donde suelen ser mujeres adultas.

Señala que el 87 por ciento del total de víctimas detectadas en la región centroamericana y el Caribe estaban siendo traficadas para explotarlas sexualmente.

En todo el mundo, la mitad de las víctimas son mujeres adultas (49 %), mientras que las niñas suponen el 23 % del total y su número va en aumento. Los hombres representan el 21 % y los niños, el 7 %. Los hombres son mayoría en los casos de trabajos forzados.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here