Unas 50 mil familias que habitan en 147 municipios que componen el Corredor Seco, serán afectados con el fenómeno natural denominado por expertos en meteorología como “El Niño”.

Como una medida de precaución para contrarrestar el fenómeno, se recomienda una siembra en seco con el fin de aprovechar las lluvias del primer trimestre y garantizar la seguridad alimentaria en el país.

Todo apunta que durante el mes de mayo habrá una disminución de lluvias lo que afectará la producción de granos, especialmente el maíz.

De su lado, las autoridades de la Secretaría de Agricultura y Ganadería echarán a andar una serie de medidas que incluye “sembrar en seco”, es decir empezar a cultivar en los meses de marzo y abril para aprovechar las lluvias que se registrarán en esos dos meses, situación que es atípica y que es influenciada por el Fenómeno del Niño.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here