El Ministerio de Salud (Minsal), a través de su boletín epidemiológico, informó sobre el riesgo de una epidemia de fiebre tifoidea, debido al incremento de un 58 % de los casos, “se detectó una oscilación al alza de la enfermedad llama a estar atentos a la posibilidad de una epidemia a corto plazo”, advierta la alerta, en el documento.

Este año se reportan 117 casos desde el 1 de enero hasta el 2 de febrero de 2019, el año pasado en el mismo lapso hubo 74 casos; el alza se reporta en los departamentos de San Salvador, San Miguel, La Libertad y Chalatenango. El reporte de Salud indica que hay ocho municipios con afectación grave y nueve moderada.

Según información del Boletín epidemiológico, que corresponde del 27 de enero al 2 de febrero, los más afectados por la enfermedad son los escolares y la población económicamente activa, entre los 10 y 39 años.

El boletín reporta dos casos en menores de un año. Según especialistas, la fiebre tifoidea es más agresiva para esta población y en adultos de la tercera edad.

Más municipios reportan casos de fiebre tifoidea

El doctor Iván Solano Leiva, vicepresidente de la Asociación Centroamericana y del Caribe de Infectología, explicó, con base al gráfico del corredor endémico, de Salud, que: “Estamos en nivel de epidemia, cuando uno revisa el corredor endémico (una forma de medición sanitaria) construido con el comportamiento de la enfermedad en los últimos cinco años , ahí se nota que estamos por encima de la línea roja, es decir están dando una alerta temprano por incremento; pero se puede considerar que es una epidemia”, opinó.

La fiebre tifoidea es una enfermedad infecciosa causada por una bacteria llamada Salmonella Typhi, la cual afecta solo al ser humano y se trasmite a través de agua o alimentos contaminados con heces de una persona que esté enferma.

Para Solano es importante que la población tome las medidas de prevención para evitar contaminarse con la bacteria, debido a la falta condiciones sanitarias en las que se encuentra la población.

Médicos alertan sobre aumento de casos de tifoidea en El Salvador

“ Las heces contaminan los ríos y cerca de estos se cultivan las legumbres, y la inadecuada disposición de la basura, eso hace que las enfermedades transmitidas como las orofecales (ingesta de partículas fecales contaminadas) sean prevalentes en nuestro país y siempre nos afecten”, indicó el infectólogo.

El internista – infectólogo, Jorge Panameño, calificó de alarmante el alza de casos, debido a que se está dando en temporada seca.

“Los incrementos de todo tipo de enfermedades orofecal suelen incrementarse, durante la temporada de lluvia, lo que lleva a considerar que el problema esta asociado a contaminación de fuentes de agua. Probablemente las zonas donde se está produciendo (enfermedad) el abastecimiento de agua es crítico”, expresó.

De los 117 casos registrados este año, 91 están en el departamento de San Salvador, 9 en San Miguel, 9 en La Libertad , 2 en Chalatenango, 3 en Santa Ana, 1 en Cabañas, 1 en Usulután y 1 en Cuscatlán.

Foto / Archivo

El especialista manifestó que cuando la bacteria (salmonelosis) comienzan a circular, lo hace a través de las excretas humanas, entonces las autoridades deben investigar la fuente por el cual las personas se abastecen de agua “si vienen de ANDA o si hay rupturas de agua negra que luego comprometen el agua potable, entonces empieza diseminarse a través de las personas que preparan alimento o lo sirve”, dijo Panameño.

La contaminación por la enfermedad tiene que ver con los hábitos higiénicos pobres que tienen la población. “La fiebre tifoidea es una enfermedad potencialmente mortal, sin tratamiento adecuado, el riesgo a fallecer puede ser hasta el 20% y la gravedad de la enfermedad es directamente proporcional a la cantidad de bacterias adquiridas, es decir el volumen de heces que ha estado presente a lo que uno come o bebe”, expuso Panameño.

Según el infectólogo, una epidemia de la enfermedad significaría una carga del sistema de salud que obligaría a tener las condiciones en capacidad de atención, análisis de la bacteria para identificar si los antibióticos que se disponen son útiles para combatir la bacteria.

Ambos especialistas infectólogos coinciden en la importancia de la utilización de la vacuna contra esa enfermedad; pero que se encuentra fuera del sistema público de vacunación.

Los infectólogos criticaron que la alerta temprana sea emitida solo a través del boletín y el ministerio no este emitiendo campañas de promoción de higiene y prevención del incremento de casos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here