El presidente de Estados Unidos,  Donald Trump, reiteró en conferencia de prensa que no permitirá el ingreso de migrantes centroamericanos, al tiempo aseguró que “Un gran porcentaje de esta gente“son criminales, y quieren entrar en nuestro país, pero no va a pasar durante mi mandato”.

Amenazó de nuevo con  militarizar la frontera sur para evitar la llegada de la caravana de casi 5.000 centroamericanos que se dirige hacia Estados Unidos.

Durante la conferencia Trump  culpó a los demócratas de que Estados Unidos tenga “las peores leyes migratorias de la historia”. El Partido Republicano tiene mayoría en la Cámara de Representantes y en el Senado, y los proyectos legislativos que han fracasado en los dos últimos años lo han hecho por falta de apoyo precisamente entre congresistas conservadores.

El presidente también ha criticado a los países centroamericanos, nombrando en concreto a El Salvador, Honduras y Guatemala, afirmando que Estados Unidos les entrega “decenas de millones de dólares” (en ayuda al desarrollo) pero esos Gobierno no hacen nada por frenar los flujos migratorios “hasta que les llamo y les digo con voz muy simpática que no vana tener nada de dinero si no hacen nada”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here