En la mesa número uno del diálogo político hubo turbulencias y ahora el entorno es tenso y con presagios de que los esfuerzos de conciliación podrían sufrir un nuevo revés.

Los representantes del Partido Nacional se levantaron de la mesa en protesta, porque -supuestamente- el ex candidato de la oposición, Salvador Nasralla, se había pronunciado a través de sus redes sociales acerca del desarrollo adelantado de los comicios presidenciales.

Antonio García, delegado del presentador de televisión, desmintió que el cambio de fecha de las elecciones sea una propuesta o una tesis de Nasralla.

El entrevistado dijo que simplemente se hizo eco de la situación sin precedentes en el interior del Partido Nacional, donde comenzaron a perfilarse las aspiraciones de Ricardo Álvarez, Mauricio Oliva, Reynaldo Sánchez y Nasry Asfura, sólo para mencionar algunos.

García dijo que será promovido un plebiscito para que sea el pueblo quien exprese si está de acuerdo o no con que los comicios se realicen antes de la fecha establecida.

En respuesta, el dirigente nacionalista, Rodolfo Zelaya, denunció que no son ellos quienes han retrasado la discusión de los temas en el diálogo político, sino los comisionados por Nasralla.

Su estrategia es darle largas a los acuerdos y abrirle espacio al show de Nasralla, acusó Zelaya en su participación final a través de Diario Matutino.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here