El partido entre el Paris Saint-Germain y Estrella Roja del pasado 3 de octubre acabó con una goleada por 6-1. El partido, correspondiente a la segunda jornada de la fase de grupos de la Champions League, podría haber sido amañado.

La UEFA, según informaL’Equipe, antes del partido habría alertado a las autoridades galas. El motivo fue una de un directivo serbio de 5 millones de euros a que su equipo club perdía por cinco goles de diferencia.

Tras la denuncia al ‘parquet national financier’ (PNF), varios policías se infiltraron entre el público del Parc des Princes. Sólo el presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, y sus más cercanos sabían lo que estaba aconteciendo.

“Un informante cuya identidad obviamente no se ha revelado, entregó a la UEFA un “conducto” que podría conducir a uno de los mayores escándalos de partidos amañados que haya pasado nunca”, explica L’Equipe.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here