Iniciativa de subsidiar a 1.5 millones de usuarios de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE) no tiene ningún argumento financiero, debido a que el Estado no cuenta con los fondos necesarios, según análisis del experto en temas energéticos, Mario Rubén Zelaya.

De manera normal y como tendencia latinoamericana los subsidios serían aplicados a las personas con menor capacidad de pago establecidos en rangos de 0 a  50 kilovatios hora de consumo al mes.

En tal situación, pensar que se subsidiarán a 1.5 millones de usuarios, incluye a la clase media, ”lo que nos lleva a pensar de donde saldrá el bono, si es posible hacerlo debido a que la ENEE tiene un déficit operativo de más de 400 millones de lempiras”, declaró.

Las arcas del Estado no están fortalecidas para pensar que se puede ofrecer el subsidio, por ende dicha medida no tiene el fundamento financiero, arguyó.

A final de cuenta no se tiene como salida el hecho que en un determinado tiempo ya sea corto, mediano a largo se tendrá costos baratos por kilovatio hora,concluyó la fuente.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here