El artículo 231 de la Constitución establece que el Presidente electo debe tomar posesión del cargo el 10 de enero del primer año de su periodo constitucional mediante juramento ante la Asamblea Nacional (AN).

Nicolás Maduro se juramentó ante la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), el pasado jueves 24 de mayo, lo que representa un acto político “nulo” que no tiene ningún valor jurídico consideró el abogado constitucionalista Ricardo Combellas.

“La Asamblea Nacional Constituyente es espuria porque no se hizo una consulta popular para que el pueblo autorizara su convocatoria, a partir de ese momento todos sus actos son nulos. Esa juramentación no tiene ningún valor jurídico, sino político; tal vez para reducir la incertidumbre frente al cuestionamiento que ha tenido Maduro con la supuesta elección del 20 de mayo por los abusos que se cometieron y por la presión internacional”, explicó.

El también profesor universitario indicó que “la Constitución es muy clara y establece la fecha en la que debe hacerse la juramentación para evitar interpretaciones malintencionadas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here