Durante los últimos ocho años se produjeron 26 mil 403 muertes violentas en el territorio nacional de niñez y juventud.

Por: Marilin Pastrana

Un total de 114 estudiantes universitarios han sido asesinados en desde 2010 hasta el primer trimestre del año en curso, según datos del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH).

Entre enero del 2010 y marzo del 2018, se registra la muerte de 75 estudiantes de Ciudad Universitaria, con sede en esta capital, desglosados así: En 2010, cinco jóvenes perdieron la vida y en 2011, se contabilizaron 15.

En 2012, sumaron nueve; en 2013, seis; en 2014, llegaron a 12; en 2015, el número bajó a dos; en 2016, fueron 13 los universitarios que sucumbieron a la violencia; en 2017, 12 alumnos del campus universitario de Tegucigalpa fueron víctimas mortales y, en el primer trimestre de 2018, la cifra es de uno.

En cambio en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras en el Valle de Sula (UNAH-VS), se contabilizan un total de 26 homicidios. En  2010 y 2011 se registraron cuatro cada año; en 2012, un caso; en 2013, cuatro; en 2014, cinco muertes; en 2016, cuatro; en 2017 no se reportó ninguno y, en lo que va del año, un hecho violento.

Mientras tanto, en el Centro Universitario Regional del Litoral Atlántico que funciona en La Ceiba, se contabilizan cinco muertes de estudiantes.

Por otro lado en el Centro Universitario Regional Nor-Oriental, el Observatorio de la Violencia registra un total de tres muertos en  2011, 2012 y 2014.

En el Centro Tecnológico del Valle de Aguán, la cuenta fatídica es de dos muertes violentas contra universitarios en el período  2012-2014.

Los únicos centros universitarios donde se ha documentado un solitario deceso desde 2010, son el Centro Tecnológico de Danlí, El Paraíso; el Centro Universitario Regional del Centro, Comayagua; y el Centro Universitario Regional de Occidente, en Santa Rosa de Copán.

De las 114 muertes de estudiantes de grado superior, el 21.05 por ciento son mujeres y el 78.94 por ciento son hombres.

En el país los jóvenes se han convertido en uno de los grupos de mayor riesgo frente a la violencia criminal.

(FIN)

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here