El Valle de Amarateca, es encantador tiene  un clima refrescante durante la mañana y un cálido calor al llegar la tarde, así es el ambiente que se percibe en ese lugar del país.

Para llegar a Amarateca se debe conducir un estimado de 35 kilómetros al norte de Tegucigalpa. Al ingresar a este lugar conformado por las aldeas de Támara, Amarateca y Zambrano y ubicadas entre frondosos pinos, se puede apreciar lo uniforme de su relieve.

Este rincón que pertenece al Distrito Central (D.C), lo conforman tres pintorescas aldeas: Amarateca, Támara y Zambrano, y cada una devela su propio encanto.

Desde que se divisa la planicie, da la impresión de contemplar una postal, en la que se juntan una gama de colores verdes que hacen contraste con los techos de blancas casas y edificios construidos de concreto.

Las famosas atoleras, a la altura de Támara, forman parte de la oferta gastronómica. Pero es urgente que reciba  más impulso económico para crear sitios recreativos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here